Los controles de calidad en China

Publicado el 02/04/2007 por Mercedes en la categoría : El mercado

El control de calidad es una parte integrante y fundamental del proceso de importación desde China. La presión sobre los costes de producción, la distancia y las diferencias culturales (idioma, costumbres, valores, etc…), entre otros factores, lo hacen indispensable. Llevar a cabo controles de calidad permite:

Reducir los riesgos (y los costes potenciales) asociados a problemas de calidad, stockage, de transporte o de no respetar las exigencias reglamentarias: « Mis productos han sido bloqueados en la aduana porque el etiquetaje realizado por la fábrica china no es correcto…»

Velar para que las obligaciones contractuales se cumplan: especificaciones, condiciones, marcaje y plazo de entrega: « Mi cliente rechaza mi entrega de camisetas porque el color de su logo no se ha respetado en la fabricación… »

Identificar los problemas antes de la expedición o de la distribución de los productos y no cuando ya hayan llegado a Europa: « Tengo un contenedor de vasos procedente de China bloqueado en un hangar en Europa porque se han de clasificar y limpiar para poder venderlos… »

Establecer y mantener una base de proveedores fiables y reducir los costes: « Realizo una auditoría anual e inspecciones regulares con esta fábrica en China y ahora puedo trabajar en directo con ella y desarrollar mis producciones con toda confianza…»


Existen tres tipos de soluciones que pueden ser contempladas y combinadas entre sí con arreglo a las necesidades del importador:

1. INSPECCIÓN DEL PRODUCTO:

Se envía un inspector a la fábrica para inspeccionar la producción en curso. El importador puede escoger en qué momento realizar la inspección (al inicio, a mitad de la producción, cuando ésta finaliza o al cargar los contenedores), aunque la necesidad más frecuente es la inspección al final de la producción y antes de la expedición (Pre-Shipment Inspection, PSI). El desarrollo de una inspección estándar es el siguiente:

a) El cliente indica sus especificaciones (dirección de la fábrica, descripción del producto y la cantidad esperada, marcajes, embalaje, pruebas).

b) Lo ideal sería que el cliente enviara una muestra aprobada del producto a la empresa que realiza la inspección.

c) El inspector se presenta en la fábrica en la fecha acordada, donde contará el número de cajas listas para ser inspeccionadas (cerradas) y selecciona de forma aleatoria las cajas que va a abrir.

d) De estas cajas selecciona los productos que hay que inspeccionar (siguiendo el estándar ISO2859: por ejemplo, sobre una cantidad total producida de 35.000 unidades, con un nivel clásico de preparación de muestras deberá inspeccionar 315 piezas).

e) El inspector anota cada defecto encontrado, efectúa las pruebas solicitadas y a partir de estas observaciones puede establecer un Informe de Inspección (inspección pasada o inspección suspendida).

f) Teniendo como base este informe, el cliente puede tomar una decisión (por ejemplo: autorizar la expedición de los productos y pedir la emisión de un Certificado de Inspección para la fábrica).

La inspección del producto es, por tanto, un medio eficaz de protegerse contra defectos de fabricación eventuales, intencionados o no, por parte de la fábrica. Asimismo, es aconsejable utilizar así el crédito documental como medio de pago e incluir el Certificado de Inspección en los documentos que ha de devolver la fábrica para cobrar el pago. Así, sin la aprobación del importador sobre su informe, el pago no puede ser desbloqueado.

El coste de una inspección es difícil de evaluar, porque debe incluir todos los costes suplementarios eventuales vinculados al desplazamiento del inspector, a los horarios de inspección, etc…

2. LAS AUDITORÍAS:

Después de haber localizado un fabricante potencial para una producción determinada, siempre es preferible hacer una verificación in situ de la fábrica en cuestión. Una solución eficaz, hablando en términos de costes, tiempo y seguridad, es enviar a una empresa de inspección para que lleve a cabo una auditoría. Existen dos clases de posibles auditorías:

a) Auditoría de producción. El auditor (un inspector cualificado y, a veces, de origen occidental, si es necesario) evalua la fábrica bajo ciertos criterios relevantes de los estándars ISO 9000: organización, capacidades de producción, equipamiento, R&D, calidad interna, condiciones de trabajo… El objetivo de esta auditoría es facilitar al cliente una respuesta a la pregunta « ¿esta fábrica es verdaderamente capaz de llevar adelante mi producción? »

b) Auditoría social: siguiendo el criterio SA 8000, esta auditoría se centra exclusivamente en las condiciones sociales en la fábrica. La evaluación considera el trabajo de los niños, el trabajo forzoso, las condiciones de higiene y seguridad, la discriminación, la libertad de asociación, los horarios de trabajo, remuneraciones, disciplina, etc… El objetivo de esta auditoría es proporcionar al cliente una respuesta a la cuestión « ¿esta fábrica tiene un comportamiento social aceptable con sus empleados? ».

La Auditoría es un servicio más complejo que la Inspección y, por tanto, su coste es más elevado.

fábrica3. PRUEBAS EN LABORATORIO:

Para ciertas importaciones un informe de prueba es necesario y puede ser exigido por la reglamentación. Se trata, por ejemplo, de someter a un test la composición química de los materiales utilizados, su no toxicidad, la utilización de ciertos componentes en la fabricación de un producto (como, por ejemplo, con estándar RoHS europeo para los aparatos electrónicos), o incluso pruebas de caducidad o de utilización que no pueden ser efectuadas en la fábrica. Es entonces cuando el importador o la misma fábrica envían una o varias muestras al laboratorio, el cual realiza los tests y confecciona un rapport de los mismos. La duración media del procedimiento es de 10 días.

Hacer estos tests en China permite, generalmente, ganar tiempo y ahorrar costes (más que en Europa). Las pruebas de laboratorio son un complemento (cuando son necesarias) de los procedimientos de inspección. El coste de un test en laboratorio está en función de un cierto número de parámetros y, normalmente, se facilita un presupuesto.

Utilizando estas tres herramientas e integrándolas en los procedimientos de compra, los importadores pueden disminuir considerablemente los riesgos ligados a la importación y así poder desarrollar relaciones directas con las fábricas chinas.

Por Mathieu Labasse de Asia Inspection

Para más información, visitar la página web: www.asiainspection.com

¿Le interesa ese artículo publicitario?

Presentación

En éste Blog encontrareis información sobre el mercado de los artículos publicitarios y regalos de empresas. Si buscas un artículos publicitario en particular, o si quiere compartir una información interesante, contáctanos

Productos de interés

tatuajes temporales

buscar

Buscar información sobre el mercado, los productos, el objeto publicitario entre 688 artículos del blog.

otros enlaces

otros enlaces

otros enlaces

suscribirse

nete a nuestros 30 000 suscriptores de la Newsletter RSS